El CNSA vuelve a organizar cursos de verano inclusivos, en colaboración con Ibiza IN

El Club Nàutic Sant Antoni e Ibiza IN siguen colaborando este verano con el objetivo de fomentar la inclusión de niños y niñas con diversidad funcional en los cursos intensivos de verano que organiza el CNSA, a través de la iniciativa ‘Estiu IN a Es Nàutic’. Estos días, por ejemplo, tenemos con nosotros a Abril, una niña con diversidad funcional que nada en el mar y sigue el resto de actividades con todos los alumnos, gracias al equipamiento con que se ha dotado a esta actividad y a la implicación y preparación de los monitores. Todas las semanas Es Nàutic suele recibir a dos escolares con diversidad funcional.

A día de hoy todavía es frecuente que los niños con diversidad funcional no puedan asistir a actividades con el resto de sus compañeros de clase o amigos, por el simple hecho de tener un diagnóstico que implica que puedan necesitar una ayuda extra, ya sea en forma de recursos materiales, humanos o ambos. En este sentido, el Club Nàutic Sant Antoni e Ibiza IN rubricaron un convenio de colaboración el año pasado que sigue vigente y que tiene como objetivo lograr la inclusión plena de las personas con diversidad funcional en todos los ámbitos: educativo, cultural, deportivo, social y laboral, a lo largo de su ciclo vital.

Ibiza IN considera que “inclusión” significa que todos los niños, independientemente de si tienen diversidad funcional o no, puedan disfrutar y aprender juntos, porque es un aprendizaje bidireccional. “Inclusión”, en definitiva, significa poner de manifiesto que “aquí cabemos todos”.

El Club Nàutic Sant Antoni siempre ha sido sensible a las iniciativas de educación en el municipio. Por ello, está facilitando la participación y el acceso de los niños y niñas con diversidad funcional en los cursos intensivos de verano para menores del CNSA: jardín del mar, vela y kayak, habilitando los recursos necesarios.

Según Ibiza IN, gracias a esta iniciativa se traslada a la sociedad pitiusa un mensaje claro de sí a la inclusión, demostrando que, con pequeñas acciones, se puede empezar a construir un Sant Antoni mucho más inclusivo.